UN CASO DE ESTUDIO

 

Contexto

 

Tengo unos amigos que llamaremos Juanito y Pepita de unos 35 años y con un hijo pequeño que están empezando a pensar en el retiro. Para mí, el momento en el que empecé a pensar claramente en jubilarme pronto fue también aproximadamente a los 35 años y esta edad fue cuando comencé a tomármelo en serio haciendo números y viendo cómo específicamente podría lograr el objetivo.

Me ha parecido muy interesante y un buen ejercicio plantearme su situación y cómo haría las cosas yo si empezara de cero, además de ofrecerles mi humilde consejo.

Supongamos que esta pareja con un hijo no tiene nada ahorrado, además uno de los dos no trabaja porque se queda con el niño, así que solo hay un ingreso en la casa. No hay que asustarse, en EEUU teniendo en cuanta los costes de las guarderías el hecho de que uno no trabaje puede suponer un gran ahorro, en vez de verse como una oportunidad perdida; esto sin tener en cuenta que no habrá una forma mejor de cuidar a un hijo que la que apliquen los propios padres.

 

Primeros pasos

 

-Plantéate cómo quieres que sea tu estilo de vida
-Crea un presupuesto: mensual y anual
-Con esta cantidad puedes empezar a plantearte los objetivos y el plazo para conseguirlos

Hagamos algún número:
Supongamos que esta pareja no lleva un estilo de vida extravagante y con $30000/año es suficiente. $30000×25 equivalen a $750000, esta sería una cantidad mínima para tener acumulada y poder sacar el 4% de por vida sin dilapidar los fondos amasados.

Pasos siguientes

 

-Ahorrar
Parecen fáciles pero hay que plantearse alguna pregunta y alguna decisión consecuente. Cuánto se va a ahorrar, son todos los gastos necesarios, cuánto se pueden recortar esos gastos, etc. Todo esto se puede convertir en un juego en el que los límites los coloca uno mismo con lo que se sienta cómodo y alineando sus objetivos a su estilo de vida: MAS AHORRO=MENOS TRABAJO>EL RETIRO LLEGA ANTES. Hay que buscar un ratio con el que se esté satisfecho, es decir, qué porcentaje de tus ingresos vas a ahorrar para jubilarte pronto sin hacer de tu vida una miseria (20%, 30%, 50% o más?, el 10-15% no te va a llevar a jubilarte pronto . . .).

-Invertir
Además de ahorrar hay que invertir, ya sabemos que si guardas el dinero bajo el colchón (o en el banco), no te va a producir ningún rendimiento. Desde luego hay muchas formas de invertir y cada uno tiene que decidir el grado de riesgo que está dispuesto a asumir y el tipo de producto que encaja mejor con sus planteamientos. La bolsa de valores y la inmobiliaria surgen como los dos vehículos más claros, aunque hay más. Esta decisión requiere estudiar los productos e implicaciones y las posibilidades y peligros (no es lo mismo comprar una casa para alquilar al lado de tu vivienda, que en otro país; tampoco es lo mismo invertir en bolsa de forma más agresiva o no). Esto es material para otra entrada del blog . . .

Oportunidades en un futuro

 

-Ingresos
Ya hemos dicho que uno de los dos no trabaja, así que en el momento que esto cambie porque los niños sean mayores o porque surja una oportunidad laboral, esto generará una fuente de ingresos importante a añadir al plan e incrementará bastante el ratio de ahorro vs. ingresos, si se han adaptado bien a vivir con un solo sueldo y pueden colocar la mayor parte de ese nuevo ingreso en el para el plan de jubilación (esto puede recortar años al objetivo final).

-Geoarbitraje
La otra gran variante para esta familia es el geoarbitraje, que consiste en mudarse a vivir a otro lugar del mundo (mucho) más barato para que el dinero acumulado pueda cundir mucho más. Esto es muy viable para estos amigos que son expatriados como yo y que además llevan tiempo siendo nómadas y acostumbrándose a vivir lejos en otras culturas. Imagina que puedes bajar tus costes fijos un 25% al mudarte a otro país, de los $30000 anuales ahora ya sólo necesitarían $22500 y por lo tanto la cantidad total de ahorro necesario es más baja, el objetivo se puede adelantar más (si pensamos las cantidades iniciales, los $750000 se reducen a $562500, cada vez está más cerca . . .)

Estas dos oportunidades para esta pareja no son nada descabelladas y les situarían en una posición ideal para adelantar bastante su edad de retiro efectiva, hablamos de años quizá lustros.

Conclusiones

 

Muchas ideas y muchas decisiones, pero aparecen muchos frentes y posibilidades y eso es bueno para mis amigos. Desde luego no tenemos todos los datos para concretar un plan, pero puede ser un principio para ellos a la hora de plantearse cuándo y cómo podrían jubilarse. Este viaje hacia la jubilación temprana es muy divertido y se puede convertir en un juego en el que se van pasando niveles hasta completarlo. Pero . . . si no van bien las cosas ¿qué es lo que te puede pasar en le peor de los casos? Que después de 5 o 10 años de este plan cambies de idea y tengas una cantidad de dinero acumulada que te permita hacer un sinfín de cosas y vivir experiencias que antes ni siquiera te planteabas. No es un mal problema . . . vamos a ver cómo les podemos ayudar y cómo evolucionan nuestros amigos.

Comments are closed.